En Colombia, la malaria continúa siendo un grave problema de salud pública, debido a que cerca del 85% del territorio rural colombiano está situado por debajo de los 1.600 metros sobre el nivel del mar y presenta condiciones ambientales, climáticas, geográficas y epidemiológicas aptas para la transmisión de la enfermedad. Cerca del 60% de la población colombiana se encuentra en área de riesgo para adquirir la enfermar o morir por esta causa.

Aunque África es la región con mayor cantidad de casos en el mundo, Colombia es uno de los tres países en Latinoamérica con la mayor cantidad de prevalencia de esta enfermedad.

En tal sentido la empresa Bayer se comprometió con la erradicación de la malaria y hace unos días firmó en Londres la declaración global ZERO by 40, con la cual seguirán apoyando a la investigación, desarrollo y suministro de soluciones innovadoras para el control de vectores y para el año 2040, tener cumplido el objetivo.

Resultados positivos
Desde el año 2000, ha habido un progreso sin precedentes en la lucha contra la malaria; las muertes se han reducido en un 60%, salvando casi 7 millones de vidas. Casi el 80% de los casos de malaria evitados en este mismo período de tiempo se han debido a productos de control de vectores, como mosquiteros tratados con insecticida de larga duración (LLIN) y fumigación en casas, intervenciones que siguen siendo las más efectivas y económicas para prevenir la malaria.

No obstante un reciente Informe Mundial de la Organización Mundial de la Salud sobre la Malaria, confirmó un resurgimiento de la enfermedad, registrando 5 millones más de casos en 2016 y en particular con la cepa Pasmodium Falsiparum, en comparación con el año anterior; además las soluciones de control de vectores son cada vez más desafiantes por la creciente resistencia al limitado número de insecticidas disponibles, así como a la implementación de medidas de control vectorial, especialmente contra P. Falsiparum que genera un mayor riesgo de complicaciones por malaria.

Control a vectores
Bayer ha participado en el desarrollo y suministro de herramientas efectivas de control de vectores durante más de 60 años y continúa invirtiendo significativamente en la investigación de soluciones innovadoras para abordar la resistencia y otros desafíos en la transmisión de enfermedades.

Por más de una década, Bayer está buscando el desarrollo de un nuevo ingrediente activo insecticida, que recientemente ha progresado hacia una nueva fase de desarrollo. Asumiendo un progreso exitoso en las siguientes fases, podríamos contar con una solución efectiva, nueva y única, para controlar mosquitos resistentes a insecticidas que estaría disponible para su uso junto con otras herramientas importantes para mejorar el impacto de los programas de control de malaria. Esto representa un hito importante en el compromiso a largo plazo de luchar contra la malaria.